Reto 60 experimentos científicos día #54: Fresas deliciosas

Material:

4 cucharadas soperas de sirope de frambuesa

4 cucharadas soperas de zumo de limón

Hielo

500 gr. de fresas

200 ml. de suero de mantequilla

Lava, limpia y corta 400 gr. de fresas en trozos pequeños y finos.

En la licuadora, mezcla los pedazos de fresas, el suero de mantequilla, el sirope de frambuesa y el zumo de limón.

Corta los 100 gr. de fresas restantes en rodajas.

Coloca hielo en 4 vasos y llénalos con la mezcla de fresas, suero y mantequilla y decora con las rodajas de fresas.

Reto 60 experimentos científicos día #52: Salami de chocolate

Este experimento es fácil de hacer y es ideal como postre en una ocasión especial.

Material:

100 gr de manteca

100 gr de azúcar

100 gr. de chocolate en polvo

1 huevo

200 gr. de galletas maría

 

Deshaz las galletas dentro de un cuenco.

En otro cuenco mezcla el huevo con la mantequilla y el azúcar.

Añade la galleta molida y el chocolate. Amasa bien.

Transforma la mezcla en una barra y envuélvela en papel de plata.

Ponla en el frigorífico durante unas hora. Córtalo en rodajas a la hora de servir.

Reto 60 experimentos científicos día #51: Gotas de yogur helado

Entramos ya en la recta final. Los últimos 10 experimentos que hemos hecho este verano. Hoy es explico cómo hacer unas gotas de yogur helado muy fáciles y divertidas:

Necesitamos: yogur (el que quieras: azucarado, de sabores, con trocitos….), bolsas de congelación, papel de horno.

**Colorante alimentario de forma opcional, si tus yogures son blancos y quieres darles algo de color.

Coloca los yogures dentro de las bolsas de congelación y corta una esquinita de la bolsa. Así creas una manga pastelera, por donde saldrá el yogur en la cantidad que deseas.

Coge una bandeja que quepa en el congelador, cúbrela con el papel de horno.. Con tu manga pastelera, ve añadiendo gotitas de yogur a la bandeja hasta que esté llena y ponla en el congelador.

Espera algunas horas hasta que tus gotitas estén congeladas.

 

 

Reto 60 experimentos científicos día #50: Almendras dulces

El objetivo de esto reto es realizar 60 experimentos con materiales que tenemos en la cocina. La mayoría son recetas que involucran reacciones químicas en los alimentos, como el uso de levadura, cambio de sólido a líquido de ciertos alimentos etc.

El experimento-receta de hoy es simplemente delicioso.Necesitamos:

200 gr de almendras sin cáscara. Puedes hacerlo con almendras enteras o picadas. Y también puedes probar con otros frutos secos, como avellanas o piñones.

120 gr de azúcar.

Calienta el azúcar en una cazuela de acero inoxidable. Después de 2 minutos aproximadamente, añade las almendras y remueve sin parar con una cuchara de madera, hasta que el azúcar se convierta en caramelo.

Coloca una hoja de papel de cocina en una bandeja y pon la mezcla de almendras en la bandeja. Deja enfriar y corta en pedazos.

 

Reto 60 experimentos científicos día #48: Galletas de maicena

Material para hacer este delicioso receta-experimento:

1 taza de harina de trigo

4 tazas de maicena

1 taza de azúcar

2 tazas de mantequilla sin sal

coco rallado

 

Coloca todos los ingredientes en un cuenco y mézclalos bien. Cuando estén bien mezclados haz bolitas y colócalas en un molde para horno.

Con un tenedor, aprieta levemente las bolitas para que queden un poquito achatadas y con la marca de los dientes del tenedor.

Coloca las bolitas a 180ºC dutante 10 minutos.

 

Reto 60 experimentos científicos día #47: Cordel de hielo

Necesitaremos agua, un cubito de hielo, sal gorda, un cordel y tijeras.

 

Llena un vaso de agua

Corta un trozo de cordel de unos 30 cm.

Añade el cubito de hielo en el agua ¿va a flotar?

Coloca el cordel sobre el vaso, tocando el hielo.

Cubre el cordel con sal gorda en la zona que está tocando el hielo. Déjalo reposar unos minutos.

Con cuidado, coge el cordel por ambos lados y levántalo lentamente. ¿Consigues levantar el cubito de hielo?

Al poner la sal gorda sobre el hielo, parte de éste se derrite, convirtiéndose en agua que queda sobre el cordel. Como esta agua sigue en contacto con el hielo, acaba por congelarse nuevamente, cubriendo el cordel de hielo. De esta forma, el cordel queda atrapado en el hielo y eres capaz de levantar el cubito.