Regalos de Navidad con valor

Me habéis escrito muchos preguntándome sobre qué regalar a los niños en Navidad y la cantidad. Desde un punto de vista educativo puedo deciros que demasiados regalos no es nada bueno para los niños. No es beneficioso para un niño de 4 años pasarse una hora abriendo regalos, cuya única intención es la de rellenar el árbol de Navidad. Sé de un niño que después de abrir unos cuantos regalos pidió a su abuela no abrir más regalos para poder jugar, porque el primero que había abierto ya le había gustado mucho y no podía esperar más…

No me mal interpretéis, abrir regalos es bueno, recibir juguetes buenísimo… pero demasiados no es nada bueno. Si tu intención es que tus hijos no crezcan en la avaricia, el egoísmo, ni en el materialismo, es importante trabajar este tema en estas fechas tan importantes para ellos. Hay niños que esperan regalos en todas las fechas del año: no sólo cumpleaños, si no también santos, San Valentines, Pascuas… siempre esperando grandes regalos materiales, donde una tarjeta hecha a mano no tiene valor para ellos.

Os voy a dar dos ejemplos que he vivido este año y que me han marcado mucho. Fuimos a la fiesta de cumpleaños de una amiga de A. Le habíamos comprado el regalo a través de internet y no llegó a tiempo para la fiesta. Después de soplar las velas no teníamos el gran regalo que todos esperábamos, pero la niña dijo “No me importa. Tengo a todas mis amigas en casa y nos lo estamos pasando pipa.” Para ella, esa experiencia era lo mejor.

A los tres meses fuimos a la fiesta de cumpleaños de otro niño y lo primero que nos dijo fue “¿Dónde está mi regalo? No podéis venir a mi fiesta sin un regalo”. Esto me hizo reflexionar mucho. ¿Cómo me gustaría que reaccionaran mis hijos? ¿Cómo quiero que crezcan y qué valores les ofrezco? En esta época de sus vidas, esta enseñanza se la tenemos que ofrecer los padres. No podemos esperar que los maestros de escuela les enseñen unos valores que deben aprender en casa.

Aquí os paso algunas ideas sobre qué regalar a los  niños que no se tratan tan sólo de juguetes  y que además les van a encantar:

  1. Clases: Clases de danza, de equitación, arte… las clases son una forma excelente de apoyar a tus hijos en los temas que les interesan y de mostrarles que te interesas por ellos.
  2. Tarjetas de afiliación: zoo, parques de atracciones, museos… ¡Este regalo es incluso ideal para toda la familia! De esta manera contribuyes a que la familia pueda visitar más a menudo su museo favorito o el zoo a lo largo de todo el año.
  3. Suscripciones: a los niños les encanta recibir correo. ¿Por qué no potenciar la lectura con una revista que a ellos les encante leer?
  4. Eventos: entradas para el cine, conciertos, ballet, musicales, deportes. Tener un evento planeado es genial, no?
  5. Libros de recetas e ingredientes: A los niños les encanta cocinar con sus padres. Una receta, los ingredientes necesarios, o ese molde especial… es un regalo perfecto para pasar tiempo con tus hijos y aprender habilidades y aumentar su autoestima.
  6. ¡Taller Manualidades! A mis hijos les encanta. Ir a un taller de manualidades o de cocina creativa para niños es uno de sus regalos favoritos. Un libro de manualidades o  una cesta con todo el material para hacer ese proyecto especial también servirá.
  7. Bote de cupones: Este es uno de mis regalos favoritos. Llena un bote con “tickets” donde has escrito diferentes regalos y que ellos pueden gastar en cualquier momento del año: comida en un restaurante, cine con palomitas, alquiler de una peli, jugar a las cartas, ir a un partido de fútbol… este es un regalo verdaderamente especial que les va a encantar.
  8. Tarjeta regalo para el restaurante: o heladería, pizzería, hamburguesería… deja que inviten a quien quieran, ya sea un amigo, un abuelo, o a su mamá… deja que disfruten.
  9. Ropa, disfraces o complementos: Como celebramos carnaval en febrero, esto es un regalo bastante común en Navidad. A muchos niños les encanta disfrazarse, pintarse la cara… este es un regalo que les trae muchas horas de diversión y autoestima. Esta categoría abarca desde ropa de uso diario, a ropa de vestir, interior, ropa deportiva, o alguna cosita especial como un sombrero de cowboy, guantes de jardinería si les gusta “trabajar en el jardín”, ropa de montaña para los que os gusta hacer senderismo juntos. O una pelota de fútbol.
  10. Libros: Nosotros leemos muchos libros de la biblioteca. Pero hay algunos que no están allí o que cuesta mucho conseguir. Regala un libro en Navidad.

Los Reyes Magos fueron 3, sólo ofrecieron 3 regalos… incienso, oro y mirra. Regala las 3 cosas que tu hijo va a poder disfrutar a lo largo del año, que sean de calidad para ayudarles a crecer de forma responsable e íntegra. No quieras suplir con regalos algo que sólo tú puedes darle: tu tiempo, tu atención y tu amor.

Receta de la semana: Pomodori secchi

Pomodori secchi

Otra excelente idea para regalo de Navidad de última hora: un bote de tomates secos en aceite, o pomodori secchi sott’ olio, como se dice en italiano.

Es una gran receta italiana que da un sabor característico y muy sabroso a una pasta con salsa de tomate. Puedes utilizarlo en sopas de verduras y en aderezos y ensaladas.  Os explico cómo he hecho estos pomodori secchi que voy a regalar a la familia esta Navidad:

Ingredientes:

Tomates tipo pera. Yo he utilizado 2 Kg. porque he hecho a mansalva, pero puedes utilizar la cantidad que desees.

Aceite de oliva virgen extra

1 cucharadita de albahaca

1 cucharadita de pimienta en grano (yo he utilizado 5 tipos de pimienta)

1 chorro de vinagre

Agua

Instrucciones:

Seca los tomates. Yo tengo la suerte de tener una deshidratadora y en unas 10 horas aprox. he tenido los 2 Kg. secos. pero también peude hacerse en el horno (o más elaborioso y consume más tiempo, al sol, método tradicional). También pueden comprarse ya secos en algunos mercados y supermercados, pero son carísimos.

Para secarlos se cortan en rodajas longitudinales, con la carne hacia arriba. Si usas una deshidratadora debes seguir las instrucciones de la máquina. En el horno se debe hacer a una temperatura suave, a 110ºC -y si es posible con la puerta abierta 2 cm. Hasta que estén secos. Puede tardar 2 ó 3 horas o incluso más dependiendo del horno y de los tomates.

Pon a hervir el agua con el chorro de vinagre y añade los tomates ya secos hasta que se “hinchen” un poquito. el vinagre actúa como conservante natural.

Escúrrelos y sécalos bien con papel de cocina.

Pon la albahaca y la pimienta en un bote de cristal, añade los tomates y rellena con el aceite. Cierra el bote, muévelo para que la albhaca y la pimienta se repartan bien por todo el contenido. Comprueba que el aceite cubre los tomates, si no es así, añade más aceite.

¡¡Y ya está!! Lo ideal es esperar 4 ó 6 semanas a consumirlos para que todos los sabores se hayan integrado bien y estén más sabrosos, pero igualmente se pueden comer.

Ahora me falta decorar los botes con un lazo bonito y pegarles unas etiquetas. Son un regalo DIY muy original, sencillo de hacer y muy  apreciado por los buenos gourmets!

DIY: Chai Tea en Navidad

Concentrado de Chai Tea, para añadir al té

¿A quién no le gusta recibir un regalo casero y hecho por una misma?

El Té Chai (o Chai Tea) es una de mis bebidas favoritas!!! Pero no es tan fácil conseguir la mezcla para el Chai Tea a un buen precio… por eso yo suelo hacer mi propia mezcla que guardo en la nevera. Y me acabo de dar cuenta que se trata de un regalo genial (y que siempre es un éxito). Sólo tienes que hacer la mezcla del Chai Tea, colocarla en un bonito bote de cristal, colocarle un bonito lazo y una etiqueta con las instrucciones de uso. Es dulce y sabrosa, ideal para acompañar el té a cualquier hora del día.

Atrévete a regalar esta mezcla de Chai Tea y sólo se deberá añadir una buena taza de té negro recién hecho!

La receta para el Chai Tea:

Ingredientes

  • 1 bote pequeño de leche condensada
  • 1 cucharadita de azúcar (opcional)
  • 1 cucharadita  de cardamomo molido
  • 1/2 cucharadita de canela molida
  • 1/2 cucharadita de clavos molidos
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada

Instrucciones

Mezcla la leche condensada con el azúcar, el cardamomo, la canela, los clavos y la nuez moscada y guárdalo en un bote de cristal en la nevera.

Modo de empleo: Hierve una taza de té negro fuerte, por ejemplo Assam,  y añádele 2 cucharaditas o más del concentrado de Chai Tea. Remueve hasta que el concentrado se haya diluido completamente.

Se guarda en la nevera y se mantiene fresco como máximo 6 meses.