DIY Marcadores de copas

Algunas ideas geniales para vuestras cenas navideñas y otras fiestas… Si la cena es petit comité, te sirve para marcar donde sentar a los invitados y para fiestas más grandes es útil para no perder de vista tu copa (y para recordar los nombres de todos :-)).

La primera es mi favorita, son estas pulseras para las copas hechas con un cordón y cuentas de letras.

 

Otra idea que también puede quedar muy bonita con un papel dorado o plateado. Sólo tienes que imprimir la plantilla, está al final de este post, cortarla en el papel y hacerla encajar en la base de la copa.

Esta idea también es genial, aunque un poco más elaborada. Para hacerla necesitas minipinzas de madera donde pegarás estos cartelitos de madera decorados con pintura de pizarra y habrás escrito los nombres con tiza. El mayor problema ocurre con los nombres largos, que supongo que no se leerán muy bien y no quedará tan bonito.

 

Y la última es esta idea, que me ha inspirado para una versión DIY mucho más económica: el sufrido WASHI TAPE, que sirve para todo. Corta un trozo largo de washi tape que pegarás alrededor de la copa con el nombre del invitado escrito en él. Hay tantos estilos de washi tape que puedes escoger el que esté más a tono con tu fiesta.

 

Y aquí tenéis la plantilla:

Anuncios

DIY: Pinzas para decorar

Algo tan sencillo como las pinzas para tender ropa decoradas con washi tape convierten cualquier detalle en un detallazo, porque tienen ese no sé qué especial. Os enseño cómo decoralas con washi tape gracias a unas fotografías del blog REHkönigin.

Materiales necesarios: pinzas de madera, washi tapes, cutter y una aguja. Es realmente sencillo: Pega el washi tape a cada lado de la pinza. Corta el material sobrante con el cutter y con la aguja acaba de pegar el washi tape en la ranura de la pinza, para que quede bien pegadito. Ualaaa!!! Ya tienes tus pinzas de diseño para cerrar un sobre, decorar un regalito o lo que sea!!

Además, tanta pinza me está dando una idea para un nuevo entretenimiento que voy a hacer para Ariadna… todavía tengo un borrador en la cabeza, pero pronto os hablaré de una nueva manualidad/juego para hacer con pinzas de tender 🙂

DIY Decora una pared a topos

¡Me encantan los topos! Me han gustado desde que era una niñita pequeña. Me conectan con mi primera infancia. He encontrado esta idea de decoración con washi tape para alegrar una pared con topos de colores que me va a venir de perlas para “arreglar” el cuarto de mis hijos. (Pegaron y quitaron pegatinas y dejaron unos agujeros blancos muy feos sobre el azul pitufo de la pared). ¡Nada que un fabuloso washi tape no pueda solucionar!

Washi Tape
Washi Tape (Photo credit: maureen lunn)

Materiales:

  • washi tape de diferentes colores
  • Papel de hornear
  • Tijeras
  • Compás para hacer el topo (puede servir cualquier otro objeto, incluso moldes de galletas porque podéis darle la forma que más os guste)

Empieza pegando tiras de washi tape en el papel de hornear, monta una tira encima de la otra para que no se desmonte cuando lo despegues del papel. Haz un topo y recórtalo.

Si haces varios con diferentes colores, el resultado puede ser de lo más chulo. ¡Me encanta!

DIY Una casita para guardar las llaves con washi tape

Ya os hablé del washi tape  y del furor que está causando en esta entrada. Hoy os voy hablar de una manualidad muy primaveral y requetemonísima para hacer con washi tape (más fácil es misión imposible) y que además quedará genial en vuestras casas!

Material necesario:

  • una casita para pájaros (las puedes encontrar en los chinos o en lugares como Leroy Merlin),
  • varias cintas de washi tape (en este post os dejé algunos links a tiendas online donde las podéis comprar. Recientemente he descubierto la tienda Hola Mama donde tamibién venden washi tape),
  • un clavo
  • cola blanca
  • pintura blanca
  • pincel y tijeras

 

Primero clavamos el clavo en la casita y la pintamos de color blanco. Ahora habrá que esperar a que se seque. Podéis utilizar cualquier tipo de pintura blanca para madera.

Empezamos con el washi tape!! Os animo a que probéis con diferentes tapes y colores. ¿Veis qué chula queda la combinación? Ir por secciones de la casita e ir recortando el exceso de cinta.

Cubrir el agujero con la cinta. Después ya lo cortas y doblas la cinta por dentro del agujerito, así quedará perfecto! Atrévete a hacer cada sección con un “decorado” diferente para darle este acabado vintage.

Ya casi estamos. Acuérdate de hacer también la base y después pinta toda la casita con cola blanca. Espera a que se seque y ¡ya la tienes!

Puedes hacer más que cintas washi tape hay en el mundo! 🙂 Las combinaciones son infinitas y el resultado es muy resultón. Por cierto… ¿qué os parece como regalito para el día de la Madre?